miércoles, 11 de diciembre de 2013

¿Nos vamos a Marte? 

La verdad es que no me es fácil empezar, pero por lo menos contar el porqué del título. Hoy compartiendo una cerveza y un buen rato con mis vecinos, llamó mi atención por un instante una noticia que nos mostraba "el mensajero moderno" la "caja tonta":
- "proyecto de viviendas modulares para la futura colonización humana de Marte" 
Perdonen, pero todavía no salgo de mi asombro. Ignorando la realidad de nuestro entorno, y lo crudo de la situación actual (no me refiero a la pseudocrisis, me refiero a las cosas importantes de la vida de las personas) "algunos" (vaya usted a saber quienes están detrás) se dedican a diseñar una nueva vida en un sitio tan inhóspito como lejano es el planeta Marte. Si es algo para que comentemos entre nosotros y distraernos un rato, pues a lo mejor. Si es una necesidad imperiosa de nuestra especie, ¡oiga, aquí hay algo! ¿Tan poco futuro le ven los iluminados a nuestro planeta que ya planean la huida? Si queremos alucinar un poco ¿enviarán primero a los desheredados sociales como colonos, tal como han hecho todos los imperios?
Parémonos un poco más a pensar en esto, y seguro que a todos ustedes se les ocurrirán miles de preguntas peros y porqués. Ahí quedó eso como una "gran noticia".
SALUD.
P.D. Cada vez que amanece y por maltratado que sea, como me gusta nuestro planeta.

viernes, 6 de diciembre de 2013

Salir del letargo
Más de un año inactivo en la escritura, no en la vida, la inquietud que no desparece, al igual que mi sonrisa, la marcha de los asuntos del "mundo desarrollado" y la aparente impasividad general, son los revulsivos para un nuevo "seguir". No me voy a estar callado. Seguiré opinando y tal vez haga algo más, es un propósito a corto plazo.
Salud.

martes, 10 de abril de 2012

¿Qué esperamos?

No lo se bien, no se bien qué es lo que esperamos. Continuamos dependiendo de la peor fuente de energía sin dejar de explotar recursos naturales modificando y deteriorando el entorno a veces de manera irreversible. La democracia finalmente da la cara y muestra la realidad del engaño de la más cruda de las maneras, pero parece que eso nos deja inmutables. Mientras, los dueños del epidémico y mortífero dinero, tras años de entrega a su estafa del capital haciéndonos creer que progresábamos hacia un mundo más justo (falso estado del bienestar que los estados usan para adormecer la verdadera conciencia con más derechos y menos sufrimientos) piensan que ya está bien y que nos toca la regresión, el ciclo tiene todavía recorrido en las economías de "países emergentes" que para ellos son sinónimo de medio idóneo para continuar con el experimento, gente que no ha tenido y desea, gente que moría y ahora sobrevive (no para alegría de sus gobernantes sino para explotación de sus patronos).
Mientras estamos absortos esperando no se qué, se cierne sobre nosotros el riesgo de una crisis alimentaria mundial, acallada con falsos temas de debate en los foros sociales. Los comerciantes se permiten el lujo de apretar a gobiernos "electos", y no es poco, a decir cuáles han de ser las fórmulas (entendamos sus condiciones) para continuar con el engaño.
Estamos dejando de ser felices hoy en espera de que las cosas mañana sean mejores, pero ¿cuál es el mañana mejor que esperamos? ¿Aprender a disfrutar mejor del arte y de la naturaleza? ¿Compartir momentos de felicidad con nuestros familiares y vecinos? o tal vez lo que deseamos ¿es lo que nos dicen ser último grito de la tecnología en comunicaciones o en automoción? ¿el efímero placer del triunfo de "tu equipo"? Desde luego todos somos libres para tener nuestros propios deseos, pero teniendo en cuenta las herramientas manejadas por el poder desde el principio de los tiempos para controlar la "deplorable pero necesaria masa" (entiendo: proselitismo no educación , religión, politiqueo, miedo y represión) ¿somos realmente librepensadores? Sé con profundo desagrado que para muchos ese es un descubrimientos que resulta tan doloroso que aún teniendo la capacidad de discernir, prefieren obviar y ahorrarse sufrimientos, seguido de la terrible coletilla (éxito del sistema) "para qué preocuparme si haga lo que haga todo seguirá igual".
¿Esperamos que algo o alguien venido de no sabemos dónde haga lo que sea? ¡Pues sí que tenemos claras las cosas!

jueves, 23 de febrero de 2012

¡Si, antisistema! ¿Y qué?

Siempre relacionándola con desorden, desarraigo, violencia y con no sé cuántas más ideas de intento peyorativo, se emplea con frecuencia y a boca llena por ínclitos (en su casa) tertulianos y autorizadas (por el sistema) voces  la expresión "antisistema" (vade retro), y yo quiero decir:
- Si ser antisistema quiere decir no estar de acuerdo "globalmente" con el sistema (tengamos que entender como única posibilidad permitida de sistema válido el atroz neoliberalismo capitalista en régimen "democrático") ¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema quiere decir estar en contra de la represión de la libre expresión popular, ¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema quiere decir deplorar un método educativo que secuestra cada vez más jóvenes a nuestros hijos para rellenar su cabeza de "ideas y conocimientos para crear un sumiso ciudadano productor de riqueza" ¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema quiere decir que no reconoces una justicia injusta que siempre exculpa a los mismos y culpa a los de siempre, ¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema quiere decir creer en las personas y pensar que pertenecemos todos al mismo entorno natural en lugar de ser "potenciales enemigos usurpadores de nuestros recursos" ¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema quiere decir que no quiero que terceras personas pidan mi "consentimiento" cada cuatro años para "legítimamente representarme y decidir por mi", ¡si, soy antisistema!
 - Si ser antisistema quiere decir considerar al dinero como la mayor estafa esclavizadora de las personas,¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema es creer que nunca los negocios están por encima de la vida, ¡si, soy antisitema!
- Si ser antisistema es denunciar las guerras como medio de exterminio organizado que favorece siempre a oscuros intereses y que enriquece a otras tantas oscuras "personas" ¡si, soy antisistema!
- Si ser antisistema quiere decir estar harto de la manipulación de medios de comunicación para amedrentar a las personas haciéndoles creer que están sólos ante el "peligro de la vida" y sólo estando con el sistema estará protegido de su prójimo y de sus potenciales malas intenciones contra ellas, ¡si, soy antisistema!
... en fin, podría continuar mientras arden mis entrañas intentando llevar palabras a esta pantalla que expresen mi indignación, pero igual que a ustedes, me aburre.
¿Es acaso el pensamiento único lo correcto? ¿Hemos perdido ya la imaginación y capacidad de generar nuevas ideas? ¿Es este el súmmum de la evolución del pensamiento y del desarrollo de los seres humanos?
Quiero considerarme una persona cordial "educada" (cada cual entienda lo que quiera con esa expresión) y con una conducta social facilitadora y cooperativa, todo ello tengo que agradecer a haber crecido en un entorno de cariño y comprensión generado por mis padres y hermanos, entorno que me permitió pensar libremente hasta llegar a mis propias conclusiones cometiendo mis propios errores, procuro usar la palabra antes que la violencia , escuchar a los que opinan diferente a mi y estar abierto al aprendizaje y a la evolución del pensamiento, y ¡SI, SOY ANTISISTEMA! ¿Y QUÉ?

jueves, 26 de enero de 2012

Justicia, jurados y juzgados

Dicen que las sentencias no se discuten, "se acatan" y "se respetan". Sólo me pregunto una cosa, ¿porqué ser hombre y feo tiene mayor probabilidad de ser culpable con mayor condena en juicios con jurado? ¿Porqué además (hablando de USA) si eres negro o latino tienes mayor probabilidad de ser condenado a muerte? ¿Porqué la posibilidad de ser condenado depende tanto de la cantidad de dinero que tenga el acusado, o de la pericia (entiéndase también caché) del abogado que lo represente?
En alguna ocasión muchos de nosotros hemos tenido que leer sentencias condenatorias a inocentes y exoneraciones de culpables (sabiéndolo en la mayor de las verdades, siendo testigos de los hechos), puede que en esos momentos, tanto como en otros, nos planteémos si nuestro sistema judicial es válido y si es realmente "justa" nuestra justicia. Podemos decir que son contados los casos (probablemente más de los que pensamos o nos dicen) en que los errores sean flagrantes, y basándonos en eso lo consideremos útil, pero tengamos en cuenta, para la persona que lo padece no hay justificación ni nada le compensa ,sobre todo "si es matado por el sistema", algo irreversible. Se dictan leyes a diario y en las facultades de derecho actuales todavía se estudia derecho romano, tantos años legislando  y todavía tanto "vacío o laguna legal". Esto me suena a lo de la democracia, no es perfecta pero es "lo mejor que tenemos", o a lo de los crueles capitalismo (hoy eufemísticamente llamado "libre mercado" y globalizándose) y Marxismo-Leninismo (o dictadura comunista casi extinta). ¿Nos falta imaginación, o tal vez decisión para mejorar? ¿Crees que en los miles de años que existe nuestra especie hemos llegado al sumum? Pensemos, o mejor, empecemos a hacer algo.
Salud.

martes, 24 de enero de 2012

Nada-CLIC-todo, ni tanto-CLIC-ni tan poco.

Hay días grises en los que tu alegría queda aletargada, toda tu ilusión se cubre de una pátina, mezcla de los dolores del alma y de los recuerdos. Buscas en cualquier lugar de tu alforja algo que te dé energía, y entre más ahondas en ella, tan llena de trastos, más vacía la encuentras. Sientes que la seguridad obtenida con la experiencia, que las cerradas heridas por el pasar de los tiempos, que todo aquello que se aglutinó para calzar tu camino, se diluye en un instante y vuelves a ser adolescente. La duda te invade, tus cicatrices sangran y sientes el suelo desvanecerse bajo tus pies.
Difícil es entender cómo tus pensamientos no te ayudan, sino que además, dan fuerza mayor al remolino de sentimientos empujándote peligrosamente a su vorágine. Entre más quieres comprender, más perdido te encuentras. Entre más fuerza das a tu nado, ven tus ojos que la orilla no se acerca. ¡Qué mal momento para la mirada limpia y la sonrisa bella!
¿Cómo es posible, que melodías que en otro instante hicieran volar tu espíritu hoy suenen rasgando tu corazón a través de tus oídos? ¿Cómo es posible que paisajes que otrora adornaran tus ojos, hagan que tu vista se nuble cubriéndolos de lágrimas ahora?
¿Qué tiene el sentimiento, que un clic en un instante torna lo tosco en fino y lo bajo excelso? Un cálido rayo de sol que entrando en tu ventana calienta tu rostro, una flor que en el asfalto busca el cielo, un canto de ave que al pasar te hace despertar del sueño, una mirada cariñosa, un tierno beso.
Ningún pozo es tan profundo, ni tan grande el universo.

viernes, 20 de enero de 2012

Votos y votados

Hundido en mis pensamientos, escudriñando, si cabe, en mi ignorancia, no acierto a descifrar las claves que aclaran los resultados de consultas populares. Gobiernos que tras la "fiesta de la democracia" hincan en tierra rodilla y genuflexos asumen el dictado de "los mercados" (creo que en otros tiempos se decía en singular). Países que probada por la historia tienen su influencia en la actual cultura de nuestra civilización occidental, inventores de "democracias y senados", que tras sus respectivas consultas populares, acaban siendo regidos por "tecnócratas" obligados desde instancias que piensan más en la finanza que en la vida del pueblo.
Responsables del desastre que asumen carteras de economía, fabricantes de bombas que administran el ejército, salvados por la prescripción de "presuntos delitos", consumidores de tostadas aliñadas de comentarios racistas... Pero oiga, todos elegidos por una abrumadora mayoría, si señor.
Cuando hasta hace poco se nos advertía de maniobras para distraer, asistimos a una reforma laboral, que apenas meses atrás acometida por un nefasto gobierno fué criticada por falta de consenso, atónitos escuchamos el deber de legislar en caso de no haber acuerdo, y todo esto aderezado con "los clásicos" BarÇa-Madrid centro de la discusión en lugares públicos donde muchos en este país pasan sus "lunes al sol". Excusados en lo difícil que están las cosas, en lo mal que "otros" dejaron esas cosas, en nuestro erróneo deseo de vivir por encima de nuestras reales posibilidades, se opta por congelar el salario mínimo (que vergüenza verdadera da nombrarlo de mínimo que es), mientras aumentan casi al doble las ventas de los automóviles de lujo y los asistidos para evitar la quiebra financiera se disculpan por no haber obtenido tantos beneficios como prometieron, esperamos como solución el recorte de derechos que tanto tiempo lucha y misierias ha costado a los de siempre. Oí una vez decir que cada cual tiene lo que se merece, ciertamente me pregunto ¿qué habremos hecho? o tal vez mejor, ¿qué estamos dejando de hacer?
Salud.